Olfato

Bruno siempre me gana encontrando galletas

LA UNIVERSITARIA DE BANCO MADRID

banco madrid

Uno de los temas que llegaron a la redacción del diario prnoticias.com, que entonces dirigía, fue un asunto que me contó una empleada. Ante las barbaridades REALES que nos contaba preguntamos por ella y sólo pudimos saber que obtuvo título universitario de mentira a través de una tía suya, y, en el que le daban hasta premio especial de carrera, cuando no sabía ubicar los Urales. Ya se sabe que las hay que hasta evitan hablar para que no se les escuche el acento, y así no delatar su procedencia zíngara.

Pues bien, vino a una reunión acompañada de su novio al que por su cara deduje que detestaba. Era mucho más mayor que ella, un poco tardo y muy tragón. Después de unas raciones nos cuenta a saco todo lo que está pasando en Banco Madrid. Principalmente el tema de los Mariachis, que eran en su gran mayoría empleados del Banco que capitaneaban las SICAV que el de Madrid ponía en marcha para ricachones cercanos…

Me puse en contacto con la gente de comunicación y hablé con un tipo que no podía ocultar el acojone, y del que no recuerdo el nombre, pero lo sabía todo, intentaba hacerme ver que no iba con ellos.

Los cantares de la empleada universitaria fueron desmentidos en su totalidad. Se nos amenazó, para variar, con arrastrarnos por los juzgados, a ella la liquidaron sin rechistar, no sé si lo utilizó, pero el ROBO DE BANCO MADRID, quedó, como otros tantos en la maleta de los recuerdos.

Siempre esperé poder enterarme de lo que estaba pasando, en unos días saltó a la portada de todos los informativos. Una fuente que lo fue, pero se acobardó, quería haber ido a la Fiscalía pero el miedo guarda la viña.

Esta web utiliza cookies para gestionar la autenticación, la navegación u otras funciones. Al continuar navegando por ella, se entiende que aceptas implícitamente que las almacenemos en tu dispositivo.

Has rechazado las cookies. Esta decisión se puede revertir.

Has permitido que se almacenen cookies en tu ordenador. Esta decisión se puede revertir.